Marcelo $40
i oo
Yo vine a Buenos Aires para conseguir trabajo. Y la primera vez que salí a la capital, me perdí. Yo rezaba por mi mamá que me ayude y mi hermano, que me indicara el camino. Lloraba, pedía a la gente monedas así, si me podía ayudar para agarrar un tren. Como la gente de acá no son como allá, yo empecé a caminar, a caminar, a caminar y seguía caminando y no encontraba el lugar. Y rezaba por mi vieja, por mi hermano, a ver si me podían ayudar. Y más a mi santo que es Leoncito Gil. Aparecí en una villa, llamado el Sapito. Decir que había una gente de Reconquista, que me trajo hasta, a mi casa sería donde estamos parados. Ya no podía ni caminar ya. Me bajé del tren y no podía caminar y venía, y venía hasta llegar a mi casa.
Después al otro día sí ya no podía ni caminar. Bueno, yo extraño mucho a mi hija, mi hijo, mi familia. Pienso mucho en ellos, cada vez que estoy solo así me dan ganas de llorar así. Pero yo los quiero igual allá porque yo vine por la situación muy grave ...
i

<< inicio < sueños > otro sueño >> comprá su entero sueño en un disco